¿Por qué mis hormonas están disparadas? ¿Qué puede hacer la alimentación por mi en la Endometriosis?

¿Por qué mis hormonas están disparadas? ¿Qué puede hacer la alimentación por mi en la Endometriosis?

¿Por qué mis hormonas están disparadas? ¿Qué puede hacer la alimentación por mí? Endometriosis

El estrógeno estimula el crecimiento de los tejidos endometriales y la actividad inflamatoria. Por añadidura, las mujeres con endometriosis además de padecer hiperestrogenismo tienen una mayor respuesta inflamatoria a esta hormona. Y si a esto le sumamos que la endometriosis es una enfermedad autoinmune, hablamos de la pescadilla que se muerde la cola.

Tres factores clave que generan hiperestrogenismo en las mujeres con endometriosis son:

La aromatasa ¿La conocías?

Esta enzima convierte los andrógenos a estrógenos.

En la endometriosis hay más aromatasa y la actividad de esta enzima está elevada, es uno de los factores que hacen que caigamos en un hiperestrogenismo. Hay que resaltar que el tejido de las lesiones endometriósicas segrega esta sustancia que genera producción estrogénica, mientras que el tejido endometrial normal carece de ella y por lo tanto no lo sintetiza, lo cual agrava el hiperestrogenismo cuando la enfermedad está más avanzada.

Sí, la microbiota también influye.

El estroboloma regula los niveles de estrógenos

¿Sabes esos bichitos que están en el intestino? Pues un grupo de ellos, tiene unos genes implicados en el metabolismo estrogénico, lo que hacen es regular la cantidad de esta hormona que se expulsa o la que se reabsorbe. Si estas bacterias están alteradas pueden aumentar su reabsorción haciendo que se acumulen y ser una de las causas del hiperestrogenismo.

Y volvemos a un círculo vicioso, pues adicionalmente, se ha observado que la propia endometriosis produce modificaciones en la microbiota intestinal. A su vez, estas modificaciones conducen al aumento de la inflamación, la resistencia a la insulina y con ello, la endometriosis. Por lo tanto, va a ser muy importante mejorar la microbiota, tanto con probióticos, como con la comida que alimentará a tus bichitos.

Los residuos que quedan en tu intestino se comunican con el cerebro

Por supuesto, la salud digestiva es esencial en la endometriosis. Los metabolitos, o productos de deshecho del metabolismo, reciben el nombre de metaboloma. En este caso el metaboloma del intestino son los “restos” de la actividad que ocurre en él (el metabolismo de la digestión), algunas de estas sustancias tienen actividad neurológica y van a repercutir en el eje intestino-cerebro.

Sí, es sorprendente, pero existe comunicación entre el intestino y el cerebro y tu comida puede modularla.

Estos compuestos con actividad neurológica afectan a la producción de GnRH en el cerebro, una hormona que origina la producción de hormona folículo estimulante y esta, como su nombre indica, estimula los folículos del ovario donde se va a dar la producción de estrógenos.

Es decir, los residuos que quedan en tu intestino van a condicionar la producción de hormonas.

¿Puede la alimentación ayudarme a mejorar toda esta situación?

La respuesta es sí, la alimentación como ya estarás deduciendo es esencial en la endometriosis: en su tratamiento, y también, en la reducción de su riesgo.

¿Qué podemos hacer?

    • Asegurar un adecuado aporte de Omega-3 y ácidos grasos poliinsaturados que va a mejorar la sintomatología de la endometriosis al mejorar el funcionamiento del sistema inmune y reducir la inflamación.
  •  
    • Potenciar la microbiota intestinal, mejorando las poblaciones de lactobacillus podemos reducir el dolor de las mujeres con endometriosis a la vez que reducimos la inflamación.
  •  
    • Cambiar nuestra alimentación va a modificar los “residuos” que quedan en nuestro intestino y su acción en el organismo, por ello la alimentación va a ser esencial para regular la producción hormonal al mejorar los residuos intestinales (el metaboloma intestinal).
  •  
    • Mejorar el tránsito intestinal va a contribuir a mejorar la endometriosis porque se disminuye la interacción entre la microbiota y las heces, con ello vamos a reducir las posibilidades de que los estrógenos se reabsorban.
  •  
    • La alimentación puede modular la actividad de la aromatasa, consiguiendo disminuir la producción de estrógenos
  •  
    • Sabemos que la insulina en sangre aumenta la aromatasa, por ello trabajando en reducir los niveles de glucosa y la secreción de insulina podemos reducir la aromatasa y con ello la producción de estrógenos. ¡Ojo con los productos con azúcares adicionados, lee bien el etiquetado!

¿Necesitas ayuda? Como Nutricionista Ginecológica ayudo a las mujeres con endometriosis, adenomiosis, miomas e hiperestrogenismo a mejorar su calidad de vida, logrando que su dolor reduzca, el sangrado intermenstrual disminuya y reduciendo las probabilidades de progresión de la endometriosis. Utilizando metodología propa que combina la alimentación flexible y la educación nutricional.

Compartir esta noticia:
Creado por Candela Martínez Castro
Candela Martínez Castro

Nutricionista ginecológica - Directora de SabeQueAlimenta